Comparte esta publicación

Última modificación: 03/11/2017 11:16 am

Decanos construyen consenso para la educación médica del futuro

Decanos construyen consenso para la educación médica del futuro
MONTERÍA, DEL 1° AL 3 DE NOVIEMBRE
 
Con la revisión del tema del desarrollo profesional permanente y las tecnologías para hacerlo, las certificaciones y recertificaciones, avanza el tercer día de sesiones del Consenso de Montería que reúne a los decanos y representantes de 46 facultades de Medicina de todo el país alrededor de la convocatoria de la Asociación Colombiana de Facultades de Medicina ASCOFAME.
 
La Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad del Quindío, está presente con la doctora Diana María Pinilla Herrera, quien representa al señor decano Jorge Enrique Gómez Marín en un evento que “transformará el futuro y que tiene gran impacto en la formación médica en el país”, según lo expresado por la doctora Pinilla Herrera.  El evento debatió “la depuración de las denominaciones de las especialidades médico quirúrgicas a través de la Sala de Posgrados del Consejo general de Educación Médica y en la conceptualización de la formación avanzada o ´fellows´,” indica la Ascofame en sus redes sociales.
 
El consenso nacional también trató “la problemática que representa la actual situación de los residentes en el país”, así mismo el debate acerca del currículo de pregrado, donde “acordamos desarrollar unos lineamientos que incluyan un perfil de ingreso para el programa de medicina en toda Colombia, la exposición clínica y comunitaria temprana de los estudiantes fundamentada en la Atención Primaria Renovada (APR), un currículo nuclear basado en competencias, contenidos y procedimientos mínimos, entre otros”, indicaron sus organizadores, desde la ciudad de Montería, capital del departamento de Córdoba.
 
Sobre el consenso:
Hoy en día se escucha a los expertos, académicos, docentes, investigadores, estudiantes y sociedad civil del país clamando por una reforma con alcances globales para seleccionar, educar y graduar a las nuevas generaciones de médicos, para que satisfagan las exigencias de calidad que demandan los avances científicos y tecnológicos, respondiendo a las necesidades de salud de las comunidades, y la búsqueda del médico global con injerencias y capacidad resolutiva local, sin pretender que la educación médica sea unificada y que se obtenga un tipo de médico estereotipado, pero sí establecer esos mínimos que garantizan la calidad en los procesos de formación de los custodios al derecho fundamental de la vida y la de la salud. (Tomado de la fanpage de Ascofame).
 
El reto que enfrenta la educación médica colombiana es indudable. Es impostergable proponer una hoja de ruta, unos mínimos y unas posturas epistemológicas que desde la autonomía sean lideradas por cada facultad y escuela del país.
 
ASCOFAME tiene como misión asesorar, coordinar y promover el intercambio y la acción académica, científica e investigativa en aras de la calidad de la educación médica. Como consecuencia de lo anterior, es indispensable convocar a los decanos de las Facultades de Medicina del país para desarrollar, discutir y establecer consensos sobre la formación médica en el país.
 
Conclusiones del Consenso
Los Decanos de la Asociación Colombiana de Facultades de Medicina – ASCOFAME, reunidos en el “Consenso de Montería sobre Educación Médica”, acordamos:
  • Constituir el Consejo General de Educación Médica – CGEM.
  • El CGEM está constituido por los Decanos de las facultades de medicina que hacen parte de ASCOFAME, y como invitados permanentes, un representante de la Asociación Colombiana de Universidades – ASCUN, del Ministerio de Educación Nacional y del Ministerio de Salud y Protección Social. Podrá invitar de forma ocasional a otros estamentos sociales que tengan que ver con la Educación Médica cuando lo considere pertinente.
  • El CGEM contará con un Comité Ejecutivo constituido por la Junta Directiva y el Director Ejecutivo de ASCOFAME que se encargará de la reglamentación y operativización del CGEM
  • El CGEM tendrá tres Salas permanentes: Pregrado, Posgrado y Desarrollo Profesional Permanente (DPP), y otras accidentales.
  • Acordamos desarrollar unos lineamientos curriculares que incluyan, entre otros: a) Un perfil de ingreso para el pregrado de medicina; b) La exposición clínica y comunitaria temprana de los estudiantes fundamentada en la Atención Primaria Renovada (APR); c) Un currículo nuclear basado en competencias, contenidos y procedimientos mínimos; d) La integración de los aprendizajes básicos, biomédicos, clínicos, socio humanísticas y   de salud pública con las competencias científicas, profesionales, prácticas, de pensamiento crítico y de civilidad; y e) Definir unas opciones de salida como co-terminales. Lineamientos que deberán ser desarrollados por la Sala de Pregrado del CGEM.
  • Continuar trabajando en la depuración de las denominaciones de las especialidades médico quirúrgicas a través de la Sala de Posgrados del CGEM y en la conceptualización de la formación avanzada o “fellows” en las cuales puedan caber las segundas y terceras especialidades. Aceptar la propuesta de denominación de primeras especialidades, trabajadas en conjunto entre ASCOFAME y los ministerios de Educación Nacional y de Salud y Protección Social.
 
 
Una vez finalice la jornada, se podrán revisar las conclusiones del encuentro en el portal oficial o ingresando a este enlace, donde ya figuran los consensos a los que se han llegado:_ http://bit.ly/2hxkXlq